Conócete mejor y ama

0 comentarios Esplendida Por Esplendida El 7 de junio de 2016




Antes de empezar a buscar el amor debes primero conocerte a profundidad. Es muy importante que sepas de dónde vienes, quien eres y hacia dónde vas. Si no te conoces, sino sabes cuáles son tus gustos, si desconoces tus sueños, difícilmente podrás encontrar a una persona que te acompañe en este maravilloso viaje que es la vida. Rosa de http://rosahiguero.com nos recomienda que tomes lápiz y papel, leas la siguiente lista de puntos y reflexiones acerca de cada una de las inquietudes por tanto tiempo como sea necesario. Escribe tus respuestas a cada una de las preguntas y guárdalas en un lugar que solo tú conozcas.

Te recomiendo que por lo menos cada seis meses vuelvas a leer tus respuestas o que lo hagas cada que necesites recordar quién eres. Igualmente te pido que no avances, hasta que no hayas completado este primer ejercicio.

Ejercicio de autoevaluación

  • ¿Dónde y en que circunstancias nací?
  • ¿Quién es mi familia?
  • ¿Cómo ha sido mi vida hasta ahora?
  • ¿Cómo han sido mis relaciones amorosas hasta el momento?
  • ¿Cómo es mi carácter y mi personalidad?
  • ¿Cuáles son mis gustos y hobbies?
  • ¿Cómo me veo en 10 o 20 años?
  • ¿Cuáles son mis sueños?

Porque es importante conocerte a ti mismo

La razón por la cual necesitas conocerte muy bien antes de salir a buscar el amor o a incrementar tus citas, es debido a que necesitas examinar tu compatibilidad con la otra persona. Si a ti te encanta el arte y los museos pero a tu novio lo único que le interesa es el béisbol o el futbol, probablemente él no sea para ti. Si tu sueño es vivir en una isla del Caribe e ir todos los días a la playa pero conoces a una mujer que detesta el sol y el mar, lo más seguro es que tarde o temprano terminen alejándose.

Ahora, no se trata de que busques una pareja exactamente igual a ti, ya que no la encontraras. Lo que debes buscar es que los gustos, los hobbies, el carácter, la personalidad y los sueños que tienen no choquen entre si. Lo ideal es que se complementen armónicamente y cada uno marche por su sendero sin perder al otro de vista.

Apréciate a ti mismo

Una vez que te conoces a profundidad, tienes que aprender a apreciarte y amarte a ti mismo. Nadie te apreciara tanto como tú mismo. Aprecia todo acerca de ti: tu forma de ser, la manera en que sonríes, la manera en que cantas, la manera en que amas. Solo entendiendo que eres un ser humano único y preciado podrás realmente preocuparte por los demás. Cada persona que habita este planeta es hermosa y tú eres uno de ellos.

Tengo un ejercicio para ti. Párate en frente de un espejo por 10 minutos. Mírate de cerca.  Intenta entender como tus dedos, tus brazos, tus piernas, tus ojos, tu nariz y tu cerebro funcionan. Entonces imagina como seria vivir sin alguno de ellos. Te apuesto que después del ejercicio te apreciaras aún más.

Aprecia a todas las personas

Ahora que conoces tu verdadero valor,  tienes que aprender a encontrar el valor de cada persona. Y déjame decirte algo que ya te dije, cada ser humano es hermoso y único. Somos criaturas perfectas. Si tratas de entender cómo funciona el cuerpo humano te darás cuenta que es una máquina perfecta. Si tratas de aprender sobre la manera en que tu cerebro funciona,  verás que es la súper computadora más increíble que se ha creado. Toma un momento para ver a la gente a tu alrededor, con sus cualidades y defectos.

Ellos son como tú, ellos son como tu madre y tu padre, como tu esposo y esposa, como tus hijos. Podrías pensar que somos diferentes pero no. La única diferencia es la manera en que la vida ha formado las personalidades. Somos la suma de todos nuestros momentos pasados.

Entiende que todas las personas son diferentes

Una vez que te aprecies y aprecies a los demás, encontraras que cada persona es diferente y es por eso que en los asuntos del amor cada uno se comporta de diferentes maneras. Si usaste en el pasado una técnica de seducción que te funcionó, no significa que siempre lo hará. Recuerda que cada personalidad es diferente y para cada una se necesita un acercamiento diferente. Por ejemplo, aunque ser directo y franco funciona muchas veces, algunas personas tímidas pueden encontrar esta actitud intimidante Por eso, antes de intentar seducir a alguien debes identificar su personalidad y cualidades personales para tener una buena estrategia y un acercamiento correcto.