Consejos para cuidar tu reloj

0 comentarios Esplendida Por Esplendida El 23 de octubre de 2017




Los relojes son piezas de exactitud con distintas funciones. Proteger de ellos puede asegurar tenerlos a nuestro lado a lo largo de varios años. Es demasiado sustancial que siempre los tengamos en el más destacable estado. Hoy deseamos hablaros de los cuidados que debemos ofrecerle para confirmarnos que no se estropee y mantenga sus características auténticas. Para eso, antes de todo diferenciaremos entre relojes automáticos y relojes de cuarzo, los dos tipos de movimiento primordiales que hay en relojería:

  • Relojes automáticos: es un reloj mecánico que se acciona por una liberación de energía regulada desde un gadget de cuerda; se otorga cuerda a sí mismo con el movimiento del brazo.
    Relojes de cuarzo: en los relojes de cuarzo hay una parte de cuarzo que vibra a una continuidad muy elevada que crea los impulsos correctos para medir el tiempo. La energía que brinda la pila es regulada y transmitida a las agujas.

Como cuidar tu reloj

  1. Revisiones. El aceite es el elemento primordial para que no se desgasten las piezas del reloj. Con el tiempo, el aceite se reseca, perdiendo su funcionalidad y dañando el mecanismo del reloj. Por ello se sugiere llevar a cabo revisiones periódicas del reloj, exactamente cada 4 o 5 años en la situación de los relojes automáticos. Para los de cuarzo las revisiones se tienen la posibilidad de llevar a cabo en un espacio de tiempo más extenso, debido a que en esta situación las piezas no se desgastan, a pesar de que los aceites lubricantes del mecanismo sí que se resecan de todas formas.
  2. Cambio de pila. Para evadir que el reloj de cuarzo se detenga de repente, se sugiere cambiar la pila cada dos años, aunque no se haya agotado. Si se deja una pila a lo largo de bastante tiempo dentro del reloj, puede sulfatarse y perder el ácido de la batería dañando dificultosamente el movimiento.
  3. Usar el reloj según sus pautas de estanqueidad. Todos los relojes llevan grabado en la parte posterior de la caja su nivel de impermeabilidad (indicado en barómetros o metros). Tienes que estar seguro de que la corona está bien presionada o enroscada contra la caja para evadir perjuicios en el agua, más que nada luego de cambiar la hora o las funcionalidades. Si de manera accidental entra agua dentro de la corona, abre la caja y acude a nuestro soporte técnico lo antes viable. Además, las juntas del reloj se tienen la posibilidad de deteriorar por causas ajenas, como cambios extremos de temperatura, agua salada o sudor, cosa que puede achicar la duración de estanqueidad. Por ello es favorable asistir periódicamente al soporte técnico, por lo menos cada dos años, para corroborar el nivel de estanqueidad y sostener las características herméticas auténticas.
  4. Evitar campos magnéticos. No mostrar al reloj a fuertes campos magnéticos debido a que la exactitud puede verse afectada. No son dañinos los campos magnéticos emitidos por los electrodomésticos, la tv o los equipos de música.
  5. Precaución con productos externos. Los elaborados químicos, disolventes y gases tienen la posibilidad de dañar el reloj. Entre otras cosas el contacto con pegamento, disolventes o colorantes puede perjudicar la caja del reloj, el cierre, la pulsera u otros elementos. Además, se debe tener particular precaución con las correas de cuero, debido a que no se tienen la posibilidad de remojar.
  6. Cambio de hora y fecha. En la situación de los relojes automáticos, no se debe cambiar la fecha de forma manual mientras el mecanismo automático de cambio de fecha esté en marcha, debido a que puede ocasionar perjuicios al mecanismo del reloj. Si vamos a cambiar la fecha, jamás hacer este cambio entre las 9 pm y las 3 am debido a que es el instante que todos los relojes usan para comenzar o deducir el cambio de fecha. Además, jamás hay que girar las agujas del reloj en sentido opuesto.
  7. Colocación y uso del reloj. El reloj debe estar configurado lo verdaderamente viable a la muñeca y hay que quitárselo en el momento de reposar para evadir golpes.

Imagen de https://joyasenoroydiamante.com/28-lotus